El fiscal general de Brasil, Rodrigo Janot, pidió investigar al principal líder de la oposición, el senador Aécio Nieves, del Partido de la Social Democracia Brasileña (PSDB), por corrupción y lavado de dinero.

La Fiscalía solicitó también la apertura de investigaciones sobre dos figuras públicas que ya estaban siendo investigadas hace más de un año: el presidente de la Cámara, Eduar­do Cunha (Partido del Movi­miento Democrático Brasileño, PMDB), y el ministro de Co­mu­ni­cación Social, Edinho Silva, del go­bernante Partido de los Trabajadores (PT).

Las solicitudes se basan en la confesión del exlíder del Gobierno en el Senado y exmiembro del PT, Del­cídio do Amaral, y aún necesitan del aval del juez responsable por el caso Petrobras en el Tribunal Supremo, Teori Zavascki, para que arranque el proceso. Las sospechas contra Ne­ves y Cunha se centran en supuestas irregularidades en Furnas, una hi­droeléctrica estatal. El senador Ama­ral afirma que en el 2005 Neves pidió al entonces presidente Luiz Inácio Lula da Silva (PT) que mantuviera a Di­mas Toledo en la cúpula directiva de Furnas. Toledo, según el delator, ope­raba una trama de desvío de di­nero en la empresa. Además, la fiscalía sospecha que Neves posee cuentas en un paraíso fiscal.

El avance de la operación Lava Jato (que investiga el caso Petrobras) sobre Neves, candidato rival de Dil­ma Rousseff en las presidenciales del 2014, tuvo lugar este martes cuando el PSDB aprobó un documento con 15 condiciones para adherirse a un eventual Gobierno interino del vicepresidente Michel Temer, en caso de que Rousseff sea apartada temporalmente del poder.

En el caso de Cunha, la Fiscalía cree que el presidente de la Cámara de Diputados actuó para modificar la legislación del sector energético, entre los años 2007 y 2008, para be­neficiar a aliados que dirigían la em­presa Furnas.

Por su parte, el ministro del PT Edinho Silva está acusado de haber usado documentos falsos para justificar donaciones irregulares. Tam­bién dentro del caso Petrobras, la se­mana pasada la Fiscalía imputó al publicista João Santana.

El diario Folha de Sao Paulo informó que la Fiscalía también acusa al expresidente Lula de “obstaculizar” investigaciones del caso Petrobras.

No hay comentarios