Un encuentro de béisbol para discapacitados visuales se efectuará entre los equipos de Cuba e Italia durante la segunda quincena de noviembre, lo que será el primer evento internacional de este tipo en el que participen deportistas cubanos.
Los invidentes cubanos se incorporaron a esa disciplina desde el año 2000 con los profesores italianos Alfredo Mellit y Patricia Bombardieris, 12 años antes de que se hiciera popular en Europa la Liga Italiana de Béisbol para Ciegos con la celebración de la primera Copa Mole en Bolonia, Italia.
Hoy existen en Cuba tres equipos provinciales: La Habana, Villa Clara y Santiago de Cuba
Además de la pelota sonora, los jugadores utilizan antifaces especiales para igualar a los ciegos con los débiles visuales y siguen reglas que difieren del deporte original, como la existencia de cuatro strikes en lugar de tres.
Osmany Esquivel Ducunget, funcionario de la ANCI, dijo a la ACN que la práctica de ese deporte contribuye al desarrollo físico y la rehabilitación de las capacidades de ese sector poblacional a través de la recreación.
La primera competición de béisbol para discapacitados visuales se realizó en 1976 a las afueras de Minnesota, Estados Unidos, una década después de que el ingeniero Charley Fairbank introdujera en la pelota un aparato electrónico que emitía un sonido discontinuo y que permitía al jugador ubicarla al ser lanzada.   pelota

No hay comentarios