REEMPLAZO GADGETDe diversas maneras el pueblo de Cuba este fin de semana expresó su repudio al bloqueo norteamericano, al carácter injerencista de la directiva presidencial de Barack Obama y a su nuevo paquete de medidas, que tampoco pone fin a la criminal política.

Miles de federadas inundaron emblemáticos parques y plazas, donde junto al unánime reclamo de poner fin a ese cerco económico, que tanto ha dañado a las mujeres y familias cubanas, mediante la cultura, el arte, el deporte y la recreación, y no pocas iniciativas, también se constató la alegría y satisfacción de vivir en Cuba.

Así ocurrió por ejemplo, en los parques capitalinos Mariana Grajales, Vedado; Quintín Banderas, Centro Habana; Hanoi, Alamar; en 13 y 76, Playa;  y en 51 y 2016, La Lisa, donde artistas y agrupaciones musicales, glorias del deporte y otras personalidades unieron sus voces al llamado de la Patria.

En los 15 municipios de la capital los Comités de Defensa de la Revolución realizaron el viernes y sábado combativos barrio-debates, en los cuales sin dejar de denunciar algunos de los tantos obstáculos cotidianos, que impiden el desarrollo pleno del país y la calidad de vida de los cubanos y cubanas, se reconoció el desvelo del Estado por garantizar los más elementales derechos humanos.

¿Podrá el imperialismo darnos lecciones en este sentido?, preguntaron al numeroso auditorio del Consejo Popular Armada, en esclarecedoras intervenciones, Fernando Pérez Carballo y Víctor Hugo Jova, dirigentes cederistas en esa comunidad del Cerro.

En presencia de  Carlos Rafael Miranda, coordinador nacional de la mayor organización de masas, ambos desentrañaron las verdaderas intenciones de la directiva presidencial de Obama, que podría servir de guía al próximo mandatario norteamericano y tiene carácter injerencista, y del nuevo paquete de medidas para “suavizar” el bloqueo, es decir, no para ponerle fin.

También muy activo, y en esta misma dirección, estuvo el fin de semana el movimiento obrero con sus mítines contra el bloqueo y el imperialismo en la unidad portuaria Andrés González Lines, en el aeropuerto internacional José Martí y en el hotel Nacional, por citar algunos colectivos, pues la lista es bien extensa.

La Asociación Nacional de Agricultores Pequeños, organización que agrupa a decenas de miles de campesinos y cooperativistas, en varias cooperativas de créditos y servicios manifestó su rechazo   a la política genocida, y que aún sean limitadas las medidas del jefe de la Casa Blanca por eliminarla, cuando sobradas prerrogativas tiene a su alcance.

El próximo miércoles la comunidad internacional dará otro voto más contra el bloqueo, en el seno de la Asamblea General de las Naciones Unidas, y mientras llegue tan trascendental momento el pueblo de Cuba, sus trabajadores, estudiantes, artistas e intelectuales, campesinos, amas de casa, pioneros y combatientes, continuarán exigiendo al imperialismo el respeto a la vida de los cubanos, el principal derecho humano.

No hay comentarios