El espirituano Adrian Puentes ganó a domicilio el título más importante del tiro con arco: la Ronda Olímpica. Durante el Torneo Elite el campeón panamericano de Río-07 ratificó ser el mejor arquero del país, al vencer en la final por un categórico 6-0 a su compañero de selección nacional, el pinareño Hugo Franco.

La distinción de campeón nacional también la había conseguido en el 2015 cuando derrotó en el match conclusivo al veterano Juan Carlos Stevens.

En la primera competencia del nuevo ciclo estival, el olímpico de Río de Janeiro también se agenció el título en la prueba mixta donde fue acompañado por la juvenil Yailín Paredes, mejor deportista cubana en los pasados Juegos Escolares en los deportes de tiempos y marcas, al conquistar siete medallas de oro, dos de plata e imponer récord nacional para la categoría en la distancia de 50 metros.

En el certamen acontecido en la ciudad de Sancti Spíritus Adrián fue segundo en doble vuelta a 70 metros con registro de 637 puntos, que distó de la realizada en los Juegos Olímpicos, en los que impuso marca personal (656).

En el torneo Elite la mejor tirada la consiguió Franco (650); mientras que Stevens fue tercero (630).El trío debe ser el encargado de representar a Cuba en el certamen clasificatorio para la cita regional de Barranquilla-2018, que acontecerá del 28 de junio al 4 de julio en Guatemala.

Allí Puentes debe ratificar ser el rey de los arqueros cubanos en la actualidad, para conseguir el boleto al único evento multideportivo que no ha podido disputar, los Juegos Centroamericanos y del Caribe.

No hay comentarios