Hasta el cierre de este lunes se reportaban cerca de 4 000 inmuebles con afectaciones. Consejo de Defensa Provincial orientó incrementar las producciones locales de materiales de la construcción en esta etapa recuperativa

El huracán Irma, que azotó a Cuba, dejó su huella devastadora en cerca de 4 000 viviendas en el territorio espirituano, según datos preliminares aportados este lunes por la Dirección Provincial del Sistema de la Vivienda en la más reciente sesión del Consejo de Defensa a esa instancia.

Hasta ahora se reportan más de 422 derrumbes totales, de estos, 219 en el municipio de Yaguajay, sobre el cual se ensañó el fenómeno meteorológico a su paso por el norte espirituano.

Según Néstor Borroto, director del Sistema de la Vivienda en Sancti Spíritus, la entidad computa 395 derrumbes parciales, incluidos los más de 90 ocurridos en el norteño territorio.

Cerca de 580 viviendas registran afectaciones completas en sus respectivas cubiertas, sin obviar en la cifra las 180 con este perjuicio en Yaguajay, de acuerdo con Néstor Borroto, quien aludió, igualmente, a los más de 2 500 techos dañados parcialmente.

El directivo informó, además, de afectaciones de diverso carácter en 175 edificios multifamiliares de la provincia, una parte apreciable localizados en la región norte del territorio.

A tenor de lo previsto, en cada Zona de Defensa funcionan comisiones responsabilizadas con la confección de la documentación requerida para la solicitud de materiales, que serán adquiridos por las familias afectadas a través de las vías instituidas actualmente como los créditos bancarios y los subsidios.

A raíz de la complicada situación presentada en el sector de la vivienda, debido al paso destructor de Irma, Teresita Romero Rodríguez, vicepresidenta del Consejo de Defensa Provincial, instó a aumentar las producciones locales de materiales de la construcción para surtir los puntos de venta, a partir de la intensificación de las jornadas en los centros laborales.

No hay comentarios