Cada día más compañías estadounidenses anuncian su intención de cortar sus vínculos comerciales con la Asociación Nacional del Rifle (NRA, por sus siglas en inglés) después del tiroteo del 14 de febrero en una escuela del sur de la Florida que dejó 17 personas muertas.

Una de las primeras compañías en anunciar el final de su colaboración con el principal grupo de cabildeo de armas en los EE. UU. fue el First National Bank of Omaha, que anunció el jueves que no renovará una tarjeta de crédito Visa con marca NRA.

Tampoco la compañía de seguridad en línea Symantec dudó en anunciar el fin de sus descuentos para la organización que defiende el porte de armas.

Otras compañías que se unieron a la tendencia incluyeron United Airlines y Delta Air Lines, el seguro MetLife, la compañía de alquiler de automóviles Hertz y la cadena hotelera Best Western.

De forma individualizada en los últimos días, todos han anunciado la cancelación de acuerdos especiales con la NRA y han elimindo los descuentos y ofertas especiales que normalmente se extienden a los miembros del controvertido lobby de armas.

A la luz de la creciente presión en todo el país sobre la regulación de la posesión de armas y la prohibición de comprar rifles semiautomáticos con capacidad de disparo mortal a alta velocidad, las personas que utilizan las redes sociales, en particular los estudiantes de Florida que vivieron la masacre, están promoviendo #BoycottNRA para que las empresas con vínculos con la NRA puedan ponerles fin.

En ese sentido, United Airlines anunció el sábado en Twitter que está terminando el descuento que ofrecía para los vuelos a la reunión anual de la NRA.

“United le está notificando a la NRA que ya no ofreceremos una tarifa con descuento en su reunión anual y le pedimos a la NRA que elimine nuestra información de su sitio web”, dijo la compañía.

“Delta se está comunicando con la NRA para informarles que pondremos fin a su contrato de tarifas con descuento a través de nuestro programa de viajes grupales. Solicitaremos que la ANR elimine nuestra información de su sitio web “, escribió la aerolínea en Twitter al unirse al movimiento.

Las empresas de alquiler de automóviles Enterprise y True Car, junto con Wyndham Hotels, también cancelaron sus contratos.

(Información de Herald Tribune / Traducción de Cubadebate)

No hay comentarios