Secuelas del terremoto y tsunami en Indonesia. Foto: Reuters.

En las redes sociales, el jefe del consejo para las inversiones del Gobierno, Tom Lembong, dijo que el presidente Joko Widodo autorizó a aceptar ayuda internacional para la urgente respuesta y asistencia tras el desastre que dejó hasta el momento 540 heridos y más de 16 mil desplazados.

En estos momentos, medios locales informan que la falta de alimentos y gasolina marca las prioridades de los sobrevivientes de la catástrofe.

La escasez de combustible amenaza los generadores que iluminan la ciudad y son la única fuente de electricidad debido a que continúan los cortes de luz y en las comunicaciones.

En un acto público en esta capital, Widodo aseguró que el gobierno entregará alimentos y agua en grandes cantidades a las víctimas del terremoto y el tsunami que llegará a bordo de un avión Hércules.

El portavoz de la Agencia Nacional de Gestión de Desastres (BNPB), Sutopo Purwo Nugroho, señaló en una rueda de prensa en Yakarta que hoy comenzarán a enterrar a las víctimas en una fosa común que se abrirá en las afueras de la ciudad de Palu, una de las más afectadas, mientras aumenta el número de muertos porque aún hay cientos de víctimas enterradas bajo los escombros.

La Policía Nacional enviará mil 400 efectivos a Célebes, para proteger varias tiendas para evitar casos de saqueos, divulgó la agencia de noticias Antara.

El aeropuerto de Palu reabrió el domingo a vuelos comerciales, aunque las autoridades avisaron de que se dará prioridad a la ayuda humanitaria, que llega desde la primera noche en aviones y helicópteros militares.

El sismo de magnitud 7,5 que sacudió la isla de Célebes el pasado viernes y la posterior ola de dos metros aproximadamente que rompió contra la costa, dejaron en la región coches destrozados, edificios en ruinas, árboles arrancados y postes eléctricos caídos.

Indonesia, un archipiélago de 17 mil islas e islotes que se encuentra en el Cinturón de Fuego del Pacífico, es uno de los países del mundo más propensos a sufrir desastres naturales.

No hay comentarios

Dejar respuesta