La cosecha cafetalera avanza según lo programado en la provincia de Sancti Spíritus, donde se han recolectado hasta la fecha 96 toneladas, el 46% de la producción prevista para el año.

Leosvaldo Cruz, especialista principal en el cultivo de café de la Delegación del Ministerio de la Agricultura en Sancti Spíritus, informó que, a pesar de cierto atraso en el inicio de la recogida debido al retardo en la maduración, al cierre de noviembre se habrá acopiado la mitad de la producción planificada y están creadas las condiciones para completar las 210 toneladas de café oro pactadas para el año.

“Aunque las plantaciones sufrieron hace dos años una severa sequía y luego el impacto el huracán Irma, lo que impidió que este año la producción fuese mayor, muchos caficultores trabajaron duro para resarcir los daños y hoy alcanzan buenos rendimientos, principalmente en la variedad robusta”, explicó Cruz.

Según el especialista, el 98% de la producción acopiada es de primera calidad, lo que ha permitido despulpar prácticamente toda la masa recibida y cumplir las entregas a la procesadora Eladio Machín, ubicada en la provincia de Cienfuegos.

La alta calidad del café que se obtiene en Sancti Spíritus se atribuye a que la mayor parte de las plantaciones fueron renovadas, hubo una mayor disponibilidad de fertilizantes y otros insumos, y los caficultores han tenido como incentivo el aumento desde hace tres años del precio de compra de sus producciones, en correspondencia con la calidad.

Las 210 toneladas de café oro que Sancti Spíritus debe aportar este año representan un 60% de crecimiento en comparación con lo obtenido en el 2017, pero dista mucho aún del potencial productivo de la provincia, que históricamente alcanzó grandes volúmenes de café en las montañas de los municipios de Trinidad y Fomento.

No hay comentarios

Dejar respuesta