Instalado en Liverpool, el monumento está dedicado a las personas cuyas vidas se vieron afectados por crímenes cometidos con arma blanca. Foto/ RT

“El Ángel de los cuchillos” es el nombre de la estatua compuesta por más de 100 mil cuchillos confiscados por la Policía británica que se inauguró esta semana cerca de la Catedral Anglicana de Liverpool.

De acuerdo con la prensa local, el monumento es un símbolo contra la violencia y está dedicado a las personas cuyas vidas se vieron afectadas o truncadas por crímenes cometidos con arma blanca.
Su autor, el artista Alfie Bradley, necesitó más de un año para crear esta estatua, de ocho metros de alto con los más de 100 mil cuchillos confiscados por la policía del Reino Unido y donados por la población en el marco de la campaña “Salva una vida, entrega tu cuchillo”.

El monumento consta de varias secciones de acero de alta resistencia que después fue cubierto con una chapa de acero. Antes de ser soldado a la escultura, cada cuchillo fue limpiado y desafilado.
“Queremos mostrar solidaridad con las víctimas de estos crímenes y hacer una declaración fuerte a todos los que lleguen”, destacó Sue Jones, decano de la Catedral Anglicana de Liverpool. “Esperamos que les ayude de entender todos los problemas que plantea”, añadió.

El Ángel de cuchillos se exhibirá en el exterior de la Catedral Anglicana de Liverpool hasta el 31 de enero de 2019.

No hay comentarios

Dejar respuesta