sancti spiritus, zafra azucarera, central uruguay
Las cosechadoras de nueva tecnología deciden el abasto cañero al Uruguay. (Foto: Vicente Brito/ Escambray)

Según la estrategia puesta en marcha como parte del adelanto de la cosecha, Sancti Spíritus arrancó este jueves la zafra azucarera por los cañaverales del central Uruguay y para mañana viernes estaba previsto el comienzo de las operaciones en el coloso de Jatibonico; en tanto, se espera en la semana entrante probar el ingenio Melanio Hernández con vistas a su incorporación también con días de adelanto al cronograma.

Manuel Pérez Siberia, director de Operaciones de Zafra en la Empresa Azucarera Sancti Spíritus, explicó a la prensa que existe una situación favorable en el completamiento del balance de los recursos demandados por la cosecha, donde se destacan las 45 combinadas KTP, nueve Case —la nueva tecnología— y 67 camiones para el traslado de la materia prima.

Señaló Pérez Siberia que entre las novedades de la campaña aparecen retomar el tiro de caña con tractores y carretas en seis pelotones de corte mecanizado, así como la reinserción del pelotón conformado por los estudiantes del Politécnico Raúl Galán, esta vez utilizando la combinada Case.

La arrancada de la contienda incluyó abrir el corte manual en las áreas de las cooperativas Camilo Cienfuegos y Jesús Menéndez, enclavadas en Yaguajay y Taguasco, respectivamente, a fin de acelerar también la cosecha en los campos del Melanio Hernández.

Precisó el directivo que con el arranque del central Uruguay en la fecha prevista le gana tres días al calendario, y ello unido al buen estado vegetativo que manifiestan los cañaverales se convierten en condiciones favorables para asumir la producción de azúcar planificada en la llamada zafra chica —hasta el cierre de diciembre—, hacer una cosecha con calidad, eficiencia y cumplir el plan después de dos años sin lograrlo.

No hay comentarios

Dejar respuesta