El 24 de febrero no es un día más en el calendario histórico de Cuba. Es la fecha que marca el inicio de nuestra Guerra Necesaria, preparada y dirigida por Martí contra los colonizadores españoles, como sucesora de la fracasada contienda bélica de los Diez años y de la nombrada Guerra Chiquita.

Celebramos esta efeméride con el permanente homenaje al más Universal de los cubanos con su vigente presencia en nuestro centros estudiantiles y laborales, en constante formación del hombre nuevo por el que tanto luchó.

En homenaje al inicio de la Guerra de Independencia el 24 de febrero de 1895 también inundó el éter por primera vez desde la guerrillera Sierra Maestra la emisora Radio Rebelde, importante medio de comunicación para mantener informado al pueblo sobre los principales detalles de la lucha revolucionaria. Por tanto la fecha fue escogida para celebrar en Cuba el Día del Comunicador

También fue un medio muy superior a aquel utilizado por Martí cuando le envió la orden de inicio de la lucha en Baire a Juan Gualberto Gómez en un mensaje dentro de un tabaco.

Ahora nuestros niños y jóvenes, herederos de los próceres y mártires de todas nuestras luchas independentistas tienen en sus manos otros avanzados medios de comunicación y de aprendizaje de lo más importante del conocimiento universal.

Todo esto gracias a novedosos implementos puestos en sus manos por el Comandante en Jefe, el más ilustre alumno del Maestro; al crear los Joven Club de computación hace casi treinta años, el 8 de septiembre de 1987, con el objetivo de contribuir a la socialización e informatización de la sociedad cubana.

No hay comentarios