La tiradora Eglis de la Cruz y el boxeador Yosbani Veitía  obtuvieron la distinción de atletas más destacados de la provincia cubana de Sancti Spíritus en deporte individual en el 2017.

En la tradicional encuesta Marta Torres (softbol) y Adrian Goide (voleibol) acapararon las distinciones en deporte colectivo.

El novato del año resultó Reinieris Andreu, campeón mundial sub-23 en lucha libre; en tanto el mejor equipo resultó el de ciclismo primera categoría, campeón nacional, y la lucha mereció los elogios en deporte individual y el voleibol en deporte colectivo

La nómina de las diez luminarias la formaron Serguey Torres (canotaje), Adrián Puente (tiro con arco), Lisbet Hernández (tiro deportivo), Osniel Melgarejo (voleibol), Eduardo Rubio y Janier Concepción (remo), Reinier Díaz (lucha greco), Yoel Solenzal (ciclismo), Rafael Rosendi (gimnasia artística) y Yaniel Carrero (atletismo), en tanto recibieron menciones especiales los peloteros Frederich Cepeda Cruz y Yunier Mendoza Alfonso.

La prensa especializada y las autoridades deportivas eligieron entre los juveniles a Melissa Hernández, quinta en el mundial de cadetes en la prueba de jabalina, y a Ronny Cedeño, subtitular panamericano sub-20 en la propia especialidad.

Los demás sobresalientes en esta edad fueron Claudia Miranda (tiro deportivo), Idalberto Umara (boxeo), Diorge Escobar (gimnasia artística), Haila Brunet (patinaje), Yailín Paredes y Javier Vega (tiro con arco) y los luchadores Cristian Damián Solenzal, Damián Cristian Solenzal y Yonger Bastida.

n el deporte para discapacitados fueron galardonados Yangalini Jiménez (ANCI, judo), Yoandi Ledesma Serrano (ANSOC, atletismo) y Dairon Rodríguez Chongo (atletismo, ACLIFIM), con mención especial para Osdani Madrigal, nadador de la ACLIFIM.

Entre los árbitros Julio Hernández, de tiro deportivo, fue el mejor internacional y Erick Alcaide, de judo, el nacional.

Los mejores entrenadores resultaron Ariel Alfonso (lucha- alto rendimiento), con mención para David Pérez (béisbol) y Harry Durán  (béisbol-deporte base), entre tanto Tomás Guardarrama, de la ESBU Heriberto Felipe, de Jatibonico, fue el mejor profesor de Educación Física y Rafael Nápoles (kárate- Cabaiguán), el activista más distinguido.

No hay comentarios