Al cierre de este miércoles, Cuba reportó nueve nuevos casos de COVID-19, para un acumulado de 2 597 desde marzo pasado; dos altas médicas y ningún fallecido, informó en conferencia de prensa Francisco Durán García, director nacional de Epidemiología del Ministerio de Salud Pública (Minsap).

El experto dijo que se encuentran ingresados en hospitales para vigilancia clínico-epidemiológica 406 pacientes: 16 en vigilancia, 237 sospechosos y 153 confirmados. Otras 3 436 personas se vigilan en sus hogares, desde la atención primaria de salud.

Se estudiaron 3 455 muestras (2 722 de La Habana) y nueve resultaron positivas. El país acumula 260 451 pruebas realizadas; de ellas, 2 597 positivas.

 Los nueve casos diagnosticados fueron cubanos.

  • Todos son de La Habana.
  • Seis son contactos de casos confirmados y tres tienen fuente de infección en el extranjero.
  • Seis del sexo femenino y tres del sexo masculino.
  • Ocho son asintomáticos.
  • Los grupos de edades afectados fueron: de 41 a 59 años con cuatro casos (44,4%), menor de 20 años y de 20 a 40 años con dos (22,2%) cada uno y de más de 60 años con uno (11,1%).

De los 2 597 pacientes diagnosticados con la enfermedad:

  • 2 234 han sido contactos de casos confirmados.
  • 199 con fuente de infección en el extranjero.
  • Se acumulan 122 casos en los que no se identificó la fuente de contagio.
  • 1 433 pacientes han sido asintomáticos.
  • Se acumulan 87 fallecidos, dos evacuados y 2 355 pacientes recuperados.
  • Se reportan un paciente en estado crítico.

Detalles de los nueve casos confirmados:

  • Ciudadana cubana de 22 años de edad. Reside en el municipio Habana del Este, provincia La Habana. Contacto de caso confirmado. Se mantienen en vigilancia 23 contactos.
  • Ciudadana cubana de 74 años de edad. Reside en el municipio La Lisa, provincia La Habana. Contacto de casos confirmados anteriormente. Se mantienen en vigilancia 17 contactos.
  • Ciudadano cubano de 47 años de edad. Reside en el municipio Habana del Este, provincia La Habana. Contacto de caso confirmado anteriormente. Se mantienen en vigilancia 12 contactos.
  • Ciudadana cubana de 36 años de edad. Reside en el municipio Guanabacoa, provincia La Habana. Contacto de caso confirmado anteriormente, relacionado con el evento de Bauta. Se mantienen en vigilancia 40 contactos.
  • Ciudadana cubana de 10 años de edad. Reside en el municipio Guanabacoa, provincia La Habana. Contacto de caso confirmado anteriormente, relacionado con el evento de Bauta. Se mantienen en vigilancia 26 contactos.
  • Ciudadana cubana de 50 años de edad. Reside en el municipio San Miguel del Padrón, provincia La Habana. Viajera procedente de Venezuela. Se mantienen en vigilancia 225 contactos.
  • Ciudadano cubano de 50 años de edad. Reside en el municipio Arroyo Naranjo, provincia La Habana. Viajero procedente de Bahamas. Se mantienen en vigilancia 10 contactos.
  • Ciudadana cubana de 54 años de edad. Reside en el municipio Boyeros, provincia La Habana. Viajera procedente de Venezuela. Se mantienen en vigilancia 225 contactos.
  • Ciudadano cubano de 18 años de edad. Reside en el municipio La Lisa, provincia La Habana. Contacto de casos confirmados. Se mantienen en vigilancia 10 contactos.

Paciente en estado crítico

    • Ciudadana cubana de 67 años. Procede de la provicnia Camagüey. Antecedentes Patológicos Personales. Hipertensión Arterial, Diabetes Mellitus y Obesidad. Presenta tos y polipnea ligera. Se le realiza radiografía de tórax patológico y se ingresa en Cuidados Intermedios. Se constata empeoramiento clínico, radiológico y gasométrico, apareciendo cianosis distal y desaturación. Se traslada para la Terapia Intensiva. Se encuentra afebril, en ventilación mecánica, con distress respiratorio moderado. Estable hemodinámicamente. Gasometría con hipoxemia moderada. Rx tórax. Mejoría radiológica, lesiones inflamatorias en la base izquierda. Reportada en estado crítica estable.

En la conferencia de prensa, Durán García exhortó nuevamente a elevar la responsabilidad, clave para detener la propagación de la COVID-19 en el país.

El experto explicó un gráfico que ilustra la situación de la pandemia desde el 11 de marzo, cuando se diagnosticaron en Cuba los primeros tres casos.

Hizo referencia a los supercontagiadores asintomáticos, considerados “la peor amenaza en sitios cerrados”. Durán García dijo que muchos de los últimos eventos reportados y que han elevado la curva de contagio del país, han ocurrido precisamente en espacios cerrados.

Científicos sugieren que la carga viral en el aire puede alcanzar concentraciones críticas en entornos cerrados y mal ventilados, especialmente cuando en el lugar está presente un supercontagiador infectado.

Sin embargo, un estricto uso de mascarillas puede prevenir la propagación del coronavirus en estos casos, de acuerdo con un nuevo estudio publicado en la revista norteamericana JAMA Network Open.

La mayoría de las personas infectadas con una carga viral típica no inunda el aire con gotitas respiratorias infectadas con coronavirus y, por lo tanto, el riesgo de extender el virus tiende a ser bajo, comentan los especialistas.

Durán García criticó que muchos centros nocturnos han abierto sin cumplir lo establecido. Incluso, se realizan reuniones sin respetar el distanciamiento físico y, en ocasiones, sin usar nasobuco.

“No creemos que el pueblo cubano sea tan indolente como para no cumplimentar lo que está establecido”, enfatizó el experto, y aseguró que “se tomarán medidas más enérgicas”.

La COVID-19 en el mundo

Hasta el 29 de julio se reportan 185 países con casos de COVID-19, asciende a 16 709 616 los casos confirmados (+ 243 909) y 660 130 fallecidos (+ 6 268) para una letalidad de 3,95 (-0,02).

La región de las Américas reporta 8 988 101 casos confirmados (+ 138 617), el 53,78 del total de casos reportados en el mundo, con 346 789 fallecidos (+ 3 989) para una letalidad de 3,85 (-0,02).

 

No hay comentarios