Cinco jóvenes luchadoras de Sancti Spíritus entrenan en el gimnasio de la Polivalente Yayabo con el objetivo de competir en el campeonato nacional que comenzará el 8 de noviembre en Santiago de Cuba.

 

En el grupo la figura más experimentada es Yarianni Marín, subcampeona del país en el 2018 en la división de los 68 kilos y quién aparece en los planes de la comisión técnica para ser ascendida al equipo élite del país.

 

El resto de las representantes yayaberas serán las mellizas Yulia (49) y Yuliana Romero (52), Lisaidi Delgado (52) y Yaidolis Marín (49), todas menores de 18 años y candidatas a integrar la ESPA nacional que comenzará en enero del 2021 en tierras espirituanas.

 

Por ser consideradas atletas de perspectiva el quinteto recibió la invitación para asistir a un certamen en el que se combatirá en las divisiones olímpicas y tendrá solo la presencia de las figuras del equipo nacional y jóvenes talentos, lo cuál vaticina un alto nivel competitivo.

 

En el sexo femenino, el mejor desempeño de la lucha espirituana se produjo en el 2011, cuando se alcanzó 48 puntos y una medalla de oro, tres de bronce y dos quintos lugares, con lo cuál escoltaron a las santiagueras (67). En esa ocasión el título quedó en poder de Claudia Casañas en los 59 kilogramos; mientras Yanelis Luis (51), Caridad Saucedo (55) y Yusimí Avilés (67) vivían la experiencia de llegar al podio

 

En el siguiente torneo la provincia finalizó tercera, con subtítulos  de Yamilka del Valle (55) y Casañas (63) y bronce de Saucedo y Yusimí Avilés.

 

Después de esos resultados, colarse en la vanguardia ha sido bien complicado para las gladiadoras de la provincia que como referente tienen a la ya retirada Yamilka, campeona panamericana en el 2009 y mundialista ese propio año, y medallista de bronce en los Juegos Centroamericanos y del Caribe del 2006 y en los Panamericanos de Toronto-15.

No hay comentarios