A pesar de la situación epidemiológica, en Cuba se prioriza la atención a niños y embarazadas desde las diferentes instituciones de Salud. Foto: José Manuel Correa

Son preocupantes los contagios en las etapas más precoces de la vida: unos 200 lactantes han sido diagnosticados con la COVID-19 este mes, reflexionó este miércoles el Primer Secretario del Partido Comunista de Cuba y Presidente de la República, Miguel Díaz-Canel Bermúdez.

A través de la red social Twitter, el mandatario pidió enfáticamente más cuidado a las familias, porque «nada es más sagrado que nuestros niños». Según dio a conocer a través de otro tuit, en el primer brote enfermaron 200 menores de 18 años y en esta tercera ola hemos llegado a 17 718.

Mas, recordó el Jefe de Estado, el sistema de Salud de Cuba puede y debe garantizar el cuidado de nuestra población pediátrica. «La mayoría de contagiados logra superar la enfermedad, pero siempre quedan las posibles secuelas. Y ya hemos tenido que lamentar la muerte de dos niños».

Ciertamente, explicó la doctora Lissette López González, jefa del Grupo Nacional de Pediatría del Minsap, durante la más reciente reunión del Grupo de científicos y expertos en el enfrentamiento a la COVID-19, las cifras son alarmantes, pues hasta el cierre de abril se han enfermado 728 lactantes.

La doctora alertó, además, que mientras el mundo reporta que la población pediátrica es la que lleva la infección a los hogares, en Cuba el mayor porciento de la población pediátrica confirmada con infección del coronavirus ha sido por contacto con casos confirmados.

Según la especialista, en estos momentos son mucho más frecuentes los pacientes del universo pediátrico que resultan sintomáticos. Por otro lado, la radiología ha mostrado cambios: inicialmente, el mayor porciento de los pacientes no mostraba lesiones radiológicas; con el paso del tiempo y hasta el mes de abril pasado han predominado, y aumentó, el número de ellos con neumonías y otras manifestaciones clínicas.

El primer niño contagiado con COVID-19 en Cuba fue reportado el 21 de marzo de 2020.  El tercer rebrote del SARS-CoV-2 en el país ha sido potencialmente peligroso para los menores de 18 años, habíamos ya publicado en Granma. De acuerdo con datos ofrecidos por el doctor Francisco Durán García, director nacional de Epidemiología del Ministerio de Salud Pública, desde el 21 de marzo de 2020 hasta el 21 de marzo de 2021 se habían diagnosticado 7 920 casos pediátricos.

En la actualidad, el total de niños y adolescentes que han sido positivos al virus supera los 17 700 a los que se refiere el Presidente, lo cual representa el 13 % de los confirmados en nuestro país.

No hay comentarios